0

Squink: la fábrica personal de circuitos electrónicos

Hacer placas de circuitos electrónicos siempre ha sido complejo, sobre todo cuando tenemos que hacerlas en casa. Inclusive, el no lograr hacer un buen PCB aleja a muchos del mundo de la electrónica. Si bien, con la práctica uno va mejorando la técnica de hacer circuitos, esta tarea siempre involucra mucho tiempo.

A raíz de estos problemas, llega Squink, una máquina que imprime tinta conductora y ensambla tu circuito en cuestión de minutos.

Hacer electrónica ha sido siempre un compromiso entre costo, flexibilidad y tiempo. Squink fue creado para proporcionar estos tres factores, en cualquier lugar y para todo el mundo.

Squink es otra manera de ver la creación de prototipos de circuitos. Desata tu creatividad, prueba tus ideas sobre el terreno, mejora de forma rápida, y utiliza una gama de materiales para hacer tus circuitos, todo esto con un software intuitivo que te guiará por los diferentes pasos.

La fabricación electrónica es un proceso costoso, complicado y requiere mucho tiempo.  Los grandes fabricantes son caros y sólo convienen cuando se desean crear cientos de tarjetas, y no hay ninguna solución fácil cuando se quiere crear prototipos rápidamente en casa. 

Squink es sin duda un gran proyecto que promete ser la siguiente generación en el prototipado electrónico. Ahora se encuentra en campaña en Kickstarter y para adquirir una hay que desembolsar unos 2,500 dólares.

ffa24c5928599c424f4d6c49d1b5abf2_large

40941b770d25badd9810271b86778341_large