0

3Dx100, once innovadores diseños para una impresora 3D

3Dx100Este pasado lunes 15 de Junio en el nuevo campus de Avenida Constituyentes de la universidad CENTRO, se realizó el evento llamado 3DX100.

3Dx100 es una proyecto en conjunto de Ideas Disruptivas y el grupo de Diseño Industrial de la profesora Ashby Solano, en el cual 21 alumnos tuvieron el siguiente reto:

Diseñar una impresora 3D con orientación al usuario final y énfasis en el sector educativo que forme parte de una campaña de empoderamiento tecnológico con impacto social, una impresora competitiva y diferenciada con énfasis en estudiantes y profesores de Instituciones Educativas de Nivel Básico en México.

Además de presentar las impresoras diseñadas por los alumnos, se convocó a un panel de jurados, quienes tuvieron la tarea de evaluar qué impresoras tienen mayor potencial y cumplen el reto de la mejor manera. Este panel estuvo conformado por Ariel Rojo, Socio Fundador del Abierto Mexicano de Diseño, Sergio Dávila, profesor de diseño en la UAM e ITESM, Sharon Flores, Directora de contenidos de Campus Party México, Antonio Quirarte, fundador de Hacedores.com, Maribel Martinez, fundadora del estudio de animación 19+36 y Norman Müller, cofundador de Fondeadora.

El objetivo de la evaluación fue escoger a las 3 mejores impresoras, donde el primer lugar sería la impresora elegida para fondear y posteriormente producir 100 unidades, las cuales serán entregadas a niños estudiantes en escuelas de escasos recursos. Además, los 3 primeros lugares recibieron horas de impresión 3D y pases para Campus Party.

Durante la apertura del evento, la profesora Ashby comentó que el usuario final son niños de 6 a 12 años y resaltó la importancia de integrar el componente estético del diseño al Movimiento Maker. Para la realización de este proyecto se utilizaron 10 impresoras open source modelo Mendel Max, teniendo como condición, que quienes recibieran en un futuro estas impresoras, también fueran capaces de ensamblarlas y repararlas por su cuenta.

Por su parte, Lino Romero, Director General de Ideas Disruptivas, comentó que la idea del proyecto surge a raíz de una plática en la cual se preguntaba el cómo se podrían acercar las tecnologías que comúnmente son excluyentes, como la impresión 3D, a personas que no pueden tener acceso a ellas. Lino enfatizó que la idea es crear máquinas que empoderen a niños de escasos recursos, no sólo a través del uso de las máquinas, sino también acompañado de un programa de educación tecnológica.

Después de esta introducción, comenzaron las presentaciones de los equipos.
Escucha las entrevistas con los creadores de las impresoras en Hacedores Radio mientras ves las fotografías de cada proyecto:

Once innovadores diseños para una impresora 3D


20150615_185455OK3DMil
: Es un kit de impresora 3D que está inspirada en las consolas de videojuegos, que son, según sus creadores, el interés común del rango de edades de niños de 6 a 12 años. La idea es que fuera fácil de ensamblar y que tuviera pocas piezas.  El costo aproximado de las modificaciones de diseño fue de $1,500 MXN.

 

 

 

 

 

 

ColorBot: Es una impresora 3D inspirada en el artista Piet Mondrian, lo cual es evidente al ver las combinaciones de figuras geométricas y colores primarios de su ensamble. Su solución se enfocó a la reducción de costos a través de uso de pocas piezas y materiales transparentes, que protegieran el mecanismo de la máquina, al mismo tiempo que permitieran la vista al interior.

 

20150615_185314OKCamp: Está impresora 3D tiene un innovador diseño, ya que incorpora materiales textiles y está inspirada en una tienda de campaña. Sus creadoras diseñaron una experiencia de armado del kit integrando elementos de una aventura outdoors, la cual es evidente al leer el manual de armado. El costo aproximado de los elementos de diseño fue de $800 MXN.

 

 

 

 

 

20150615_185513 (Small)¡AHH MENDEL!: Es una impresora 3D inspirada en la cultura pop infantil moderna, la cual utiliza el concepto de monstruos amigables a su diseño. Lo más interesante de esta impresora es la dinámica de armado: Cada pieza tiene un nombre y una personalidad, además de por supuesto, un diseño característico. Los niños arman una máquina de ingeniería y al mismo tiempo juegan con monstruos que forman la impresora, el proceso de ensamble es también un proceso de creación lúdica. El costo de diseño fue de $600 MXN.

 

 

20150615_185239 (Small)ARI: Esta impresora está pensada como una “fábrica de ideas”, por lo tanto tiene un juego interesante entre look industrial en materiales amigables y económicos como el MDF. A pesar de encapsular todos los mecanismos propios de la impresora, expone engranes cortados en laser para mantener la imagen y el aspecto lúdico de la impresora.  El costo de diseño fue de $1,500 MXN.

 

 

 

 

Tridibrije: Inspirada en la zoomorfología de los alebrijes, esta impresora es, además de una máquina de fabricación, un personaje animatrónico: Las piezas móviles de la impresora también son partes móviles del personaje (las alas del personaje están unidas al eje Z por ejemplo).

20150615_193229 (Small)MATSU: Utilizando materiales resistentes, económicos y comunes, como son el pino y la lámina, MATSU nos recuerda a aquellos juguetes resistentes, anteriores a la era de los plásticos chinos y las rebabas. Su sistema de lámina doblada y madera de pino, hace de esta impresora un sistema robusto. Además emplea tornillería estándar, la cual puede conseguirse en cualquier tlapalería, reduciendo así los tiempos de paro y facilitando la reparación. El costo aproximado fue de $800 MXN.

 

 

 

20150615_192653 (Small)Max: Enfocada en el lenguaje tecnológico y los robots, Max es una impresora que muestra un diseño estético y limpio. Esta impresora incorpora en su diseño, un sistema de almacenamiento para las herrramientas necesarias para su ajuste, que al mismo tiempo es parte de su empaque, reduciendo costos y evitando deshechos. Costo aproximado de $485 MXN.

 

 

 

 

20150615_192927 (Small)Hub: Con un aspecto robusto y con todo la estética de una obra de construcción, Hub nos muestra una carcasa rígida de lámina amarilla, que nos recuerda más a un tractor que a una impresora 3D. Con la idea de crear un centro de construcción, los diseñadores pensaron en los niños que quieren ser grandes y buscan el empoderamiento a través de la creación.

 

 

 

 

 

20150615_193050 (Small)BitBot: Quienes siempre nos hemos emocionado con robots como Chappie o Wall-e, sonreirán al toparse con BitBot. Este “compañero robot que te ayuda a ser maker”, busca llevar la manufactura a los niños a través de una estética amigable y una interacción física, por medio de los ojos interactivos de BitBot. Pero como todo robot tiene que ser construido, los diseñadores de BitBot tuvieron la ayuda de BitBoy, un personaje que nos acompaña en el proceso de ensamble y puesta en marcha de nuestro robot-impresora.

 

 

Al finalizar las presentaciones, el jurado decidió entregar el primer lugar a Hub, seguido de Matsu y el tercer lugar a CAMP.

A pesar de que no todos los diseños ganaron, al final todos nos fuimos con un muy buen sabor de boca, sabiendo que es posible conjuntar el mundo maker con el diseño profesional y crear proyectos que en un futuro cercano puedan impactar en la sociedad y acercar la tecnología a aquellos sectores que no tienen acceso a ella. Muchas felicidades a los diseñadores, a la maestra Ashby Solano y a los ingenieros de Ideas Disruptivas por su trabajo de 4 meses. Esperamos pronto ver sus impresoras funcionando en escuelas de todo México.